Juan Freire: De la inversión en I+D a la gestión de la innovación. La lección no aprendida en Occidente

Luis Rull  

Juan Freire: De la inversión en I+D a la gestión de la innovación. La lección no aprendida en Occidente
El gram Freire nos recuerda que la innovación y la investigación no son lo mismo… y si no conoces la diferencia … deberías.

Copio y pego,

Innovation isn’t just confined to commercialization of new products. It can also build upon creative new practices, processes, relationships, or business models, and even institutional innovations such as open-source computing — invention occurs in all these domains. And while breakthrough innovations can generate significant economic value, sustaining that value requires a capacity for continual incremental innovations.

¿Quién tiene tdt y puede grabarme este programa?

Luis Rull  

Un muy buen amigo sale mañana en «Todos contra el chef». Yo, como no tengo ni tdt ni ordenador con sintonizador ni video antiguo que grabe bien, no voy a poder grabarlo. Y por descontado que me gustaría quedarme con el recuerdo… ¿Alguna alma caritativa?

Tengáis o no estas cosas, os lo recomiendo: Mi amigo Diego Romero es un artista de arriba a abajo, en todo lo que hace. Os lo pasareis muy bien y aprenderéis a cocinar una cosa muy rica…

Mañana a la 20:25 en Cuatro…

Tags:

Fernando habla de Credibilidad y yo acabo en l web2.0

Luis Rull  

Fernand0 no habla de la Credibilidad en la blogosfera y de si está decayendo en su conjunto, (ahora se habla mucho de eso puesto que en un artículo del WSJ han criticado que mucho blboggers alabaraban la iniciativa/empresa FON sin advertir que son socios o que están relacionados con esa empresa. Martin Varsavsky contestó, pero a mi no me ha quedado muy claro porqué escribieron una aclaración (disclaimer) advirtiendo de su posible parcialidad.

Fernand0 responde que la blogosfera no es nada, que no existe como algo homogéneo y que, por lo tanto, la credibilidad no puede ser medida ni considerada en su conjunto. A mí me encantó su mensaje , y alguanos comentarios vertidos como consecuencia de ellos y le respondí. Pero lo hice de una forma tan farragosa, que me dije que igual se merecía un mensaje en mi blog:

De obvias que son, hay muchísima gente que no se ha dado cuenta todavía. El error básico es tratar a la blogosfera como si fuera una institución, con sus normas, valores, objetivos, e incluso transgresores. Pero la blogosfera es un sistema social no centralizado ni focalizado en ninguna dirección u objetivo.

No es una máquina, es un «ecosistema» de unidades independientes (que en realidad, no se necesitan para sobrevivir entre sí). Y eso sólo si hablamos de los emisores (los escritores, los blogeros), pero hay que analizar otro grupo (que no es el mismo) el de lectores, que saltan de un lugar a otro dando con su lectura (crítica) valor a unos u a otros. Ahí está la credibilidad, en la soberanía de la audiencia.

Ya comenté que el reto más interesante (para mí) de la web2.0 era la resolver el problema de la heteromía y de la evolución en los patrones de lectura. En tanto en cuanto nuestros blogrolls varíen en el tiempo con mayor facilidad, adaptándose a nuestros gustos (y, sobre todo, disgustos), la blogosfera será un sistema lo suficientemente dinámico y competitivo. Una combinación del servicio de bloglines (estático, pero bien actualizado, extendido y que da buena información agregada de grandes audiencias. Permite ver las cosas que leen los usuarios que lo dejan abierto, etc…) con las herramientas como meneame y digg, pero con una tecnología que permita sugerir no sólo páginas que sean muy valoradas por mucha gente, como estos servicios, sino aquellos sitios valorados por personas cuyos perfiles son muy parecidos al tuyo (o muy diferentes).

¿Te gusta que te insulten?

Luis Rull  


¿Te gustan que te insulten?
Lector de noticias de elmundo.es: la lista de palabras prohibidas para comunicarte con la $GAE

Le mandé este enlace a dos personas muy distintas: a un fanático de la informática (además, usuario de linux)y a una persona que acaba de comprarse su primer ordenador y conectarse a internet.

A ambas les encantó. Y no por la lectura de palabras censuradas (¡¡¡¡desde el propio ordenador del navegante que intenta mandar un mensaje a la SGAE, con un javascrpit!!!!), sino porque les recordaba que lo primero que hicimos cuando nos vimos frente a un sintetizador de voz (en el cuaternario) fue teclear palabras «malsonantes». ¡Qué poco hemos avanzado!

Mucho más elegante, pero más insultante, es la conversación de un bacila anti-Sgae bacila anti-Sgae que los llama ladrones a través de una (¿pobre?) telefonista. Debe ser desagradable enfrentarse a gente así, pero imagino que mi amigo Pepe, que limpia en las madrugadas contenedores de basura en una ciudad andaluza, tiene un empleo más desagradable.

PS: Me ha encantado el tono de la última palabra pronunciada por la máquina: “punto” (después de leer lo que parece una cadena mal cerrada de código) Aguanten hasta el final… ¡¡Hal vive!!.

Tags: ,,,, ,